Preguntas frecuentes en la mediación:

Intentamos responder a las preguntas y dudas más comunes.

Si aún sigues con dudas, siempre puedes mandarnos un mensaje en nuestra zona de contacto.

Preguntas frecuentes

  • ¿Qué es la mediación?

    La mediación es un método de resolver conflictos, cuya finalidad es llegar a un acuerdo entre partes. Una de las ventajas es evitar llegar a la instancia judicial. Puede estar formada por dos o más personas.

    Hay que tener en cuenta que si ya se está en un proceso judicial la mediación lo para por completo.

    Los principios de la mediación son: la confidencialidad, la voluntariedad, el diálogo y la comunicación entre las mismas, la imparcialidad del mediador y la neutralidad del mismo frente a la materia a tratar.

  • ¿Puede la mediación parar un juicio?

    Sí. No es que pueda, es que la mediación para el proceso judicial. Una de las partes se pone en contacto con un mediador y a continuación, el mediador, se presenta en los juzgados. En ese momento se hace una "pausa" del proceso judicial hasta que se llegue (o no) a un acuerdo con la mediación.

    Si se llega a un acuerdo, el juicio se da por cancelado y la resolución es lo acordado por las partes.

    Si no se llega a un acuerdo, el proceso de mediación se acaba y continúa el juicio. El juez siempre verá bien el que una parte (o ambas) hayan intentando llegar a un acuerdo. Recordar que en el proceso judicial no son las partes, si no el juez quien determina la resolución, de ahí que se aconseje que "más vale un mal acuerdo que un buen juicio".

     

  • ¿Cuántas sesiones dura la mediación?

    No hay número fijo. Lo normal ronda las 4-5 sesiones, siempre y cuando ambas partes ponen desde el principio de su parte. Hay que tener en cuenta la parte humana, que es que cada uno elige lo que está dispuesto a hacer. No dejamos de ser personas y por ende, a veces, un poco cabezudas.

  • Diferencias entre mediación y arbitraje

    En el arbitraje, el resultado se determina de conformidad con una norma objetiva, la ley aplicable. El árbitro se basa en la ley y obliga a las partes mediante la decisión tomada por éste.

    En la mediación, cualquier resultado se determina por voluntad de las partes. Por consiguiente, al decidir acerca de un resultado, las partes toman en cuenta únicamente sus motivaciones e intereses. Por ello, se dice con frecuencia que la mediación es un procedimiento basado en intereses, mientras que el arbitraje es un procedimiento basado en derechos.

     

    Resumen:

    Arbitraje sólo se fija en la ley. Tienes que tener la ley de tu parte y que el árbitro lo considere.

    Mediación: Se basa en intereses. A pesar de que el acuerdo tiene que ser obviamente en base a la ley, no se tienen en cuenta los "errores" de cada uno, si no lo que quiere cada uno.

  • Consultas privadas durante la mediación

    Una consulta privada es una reunión en la que sólo una de las partes se reúne con el mediador.

    En primer lugar, aclarar que no está ligado a un momento exacto. Puede ser:

    • Antes de empezar la mediación
    • O durante la mediación

    Se hablará del tema que se considere relevante y con el fin de informar al mediador

    Lo hablado durante la consulta es siempre privado. No obstante, si la parte solicitante quiere, puede ser conocido. Finalmente, nosotros en el instituto de mediación judicial siempre mantendremos la confidencialidad. Tanto de tus consultas durante la mediación, como dudas fuera de ella.

  • Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

    Aviso de cookies